Entrevista con Pablo Siquier

Pablo Siquier en su taller. Buenos Aires, Argentina.

Entrevistamos a Pablo Siquier antes de realizar el material didáctico “Tramas desde América Latina”. Nuestra idea es que todos puedan acercarse a la obra de Siquier a partir de sus propias palabras. Esperamos que difruten de esta lectura y que puedan sentirse como si estuviesen con el artista.

¿Cómo es tu forma de trabajar?
En realidad fue haciéndose cada vez más complejo mi trabajo y también se puede decir que se hizo cada vez más complicado. Al principio era con pincel y sin un esquema definido de antemano y se iban resolviendo los cuadros directamente sobre la tela. Después empecé a trabajar con regla y escuadra haciendo los diseños en lápiz sobre la tela y después pintándolos a mano, esos diseños se hicieron cada vez más complicados, como decía y era imposible hacerlos a mano, demoraba meses hacerlos a mano y me compré una computadora. Empecé a bocetar en la computadora los diseños, cuando salen de la computadora están todas las variables, todas las modificaciones listas y ya están todas las decisiones tomadas, después se transfiere a la tela con diferentes métodos, de acuerdo a la series. Se transfiere a la tela y se realiza, es un trámite, digamos y se realiza el diseño definitivo en la tela. Al principio lo hacía sólo cuando no tenía plata y ahora tengo asistentes que no me dejan ni entrar al taller.

¿Al principio cuando lo hacías a mano alzada todas las modificaciones eran también a mano? Siempre estabas vos desde el diseño hasta la realización final?
Sí, en realidad sí, era muy difícil modificar, mis trabajos son muy laboriosos y llevan muchas horas. Me convenía que saliera bien porque si salía mal era un desastre y mucho trabajo.