Entrevista con León Ferrari

León Ferrari

¿Por qué eligieron a Oski?

Éramos amigos los tres. Estuve viviendo en Italia, y  ahí lo conocí a Oski que fue con Ruth,  su mujer. Yo era el productor, tardamos, en un principio habíamos pensado en hacerlo de diez minutos pero nos llevó cuarenta y después lo tuvimos que cortar.

 Leímos que Ricardo Carpani decía que en el 60 el arte no se medía en belleza, sino en el alcance del mensaje. ¿Qué opina del arte de hoy?

Bueno, hay de todo. Además hay mucho que no conozco. Pero la diferencia que hay entre el arte de hoy y el de entonces, es que ahora no son tan activos, pero hay grupos, como el Grupo Etcétera, participaron en hechos políticos como los escraches que hacían  a la casa de los represores, cosa que no sucedía en aquella época, y muchos toman, una muestra de entonces que era Tucumán Arde, otra forma completamente diferente, era el artista como investigador de un problema, el  de los obreros en Tucumán, en los Ingenios, no? Y esa obra que nosotros queríamos que estuviera afuera de la historia del arte, se conoce por eso, no se conoce por su efecto político, que fue muy poco o nada, se conoce por lo que no queríamos que se conociera, pero evidentemente es un ejemplo o lo que toman como un ejemplo de cosas que se están haciendo ahora fuera del campo de las galerías y de los museos.

¿En sus últimas obras está utilizando el poliuritano no? Y dice que encontró el alma de Picasso en un aerosol?

Me ayuda mucho el Yaya Firpo, este artista me los pinta y los termina. Con este material, el poliuritano es bastante  nuevo, creo yo, salen formas que sacan de ahí, uno tiene que hacer una estructura de alambre y después Yaya me los termina, le va poniendo de a poquito el poliuretano, y de repente aparece una cosa con una forma distinta, una forma independiente de lo que uno pensaba

Y cuando Ud dice alma, ¿Cómo la definiría?

El alma, no se… yo soy un agnóstico.

¿Y si uno le preguntara si cree en Dios?

No, no creo, por lo menos los dioses de occidente, del monoteísmo. Soy ateo.